Holcim Continua Trabajando Por Una Educacion De Calidad Para Los Jovenes En Boyaca

 
  • El 2015 ha sido un año de grandes logros para el Centro Juvenil Campesino, institución educativa de Holcim (Colombia) en Nobsa, que gradúa a 14 jóvenes como Bachilleres Técnicos en Producción y Administración Agropecuaria.
  • Este grupo de estudiantes recibió adicionalmente, reconocimientos por emprendimiento, desempeño académico, resultados en las pruebas Saber 11 (ICFES), y algunos de ellos, serán beneficiarios del programa del Gobierno Nacional “Ser Pilo Paga”.

Nobsa, diciembre del 2015 - Con la presencia de las directivas de Holcim (Colombia), docentes y padres de familia, el pasado 15 de diciembre en el municipio de Nobsa, se realizó la ceremonia de graduación de un grupo de 14 jóvenes del Centro Juvenil Campesino, habitantes de las zonas rurales de los municipios pertenecientes a la Provincia de Sugamuxi, quienes recibieron su título de Bachiller Técnico en Producción y Administración Agropecuaria.

Una alianza estratégica con el Sena, el trabajo del grupo de docentes y el compromiso permanente de Holcim (Colombia) y su Fundación Social, han permitido obtener este logro que se traduce en un aporte a la transformación de la región, que además de un gran potencial, hoy cuenta con un nuevo grupo de jóvenes formados con excelencia para orientar y liderar procesos que permitan impulsar proyectos productivos para la agroindustria boyacense.

Según Jaime Hill, presidente ejecutivo de Holcim (Colombia) S.A., las inversiones en educación logran transformar positivamente la realidad de comunidades enteras. “Hoy como una organización comprometida con el desarrollo sostenible, ratificamos nuestro compromiso con la región, aportando acciones concretas, que desde una institución educativa como el Centro Juvenil Campesino, permitirán que nuestros jóvenes amplíen sus conocimientos y trabajen por un futuro próspero para el departamento de Boyacá”.

Para Holcim y su Fundación Social, el balance al finalizar el año académico del Centro Juvenil Campesino es positivo, gracias a que cada día esta institución educativa se posiciona aún más y es reconocida por las autoridades locales como una experiencia destacada, que se puede replicar en otras instituciones educativas de la región, mejorando las condiciones de vida en los niños y jóvenes, y llevando progreso, desarrollo y bienestar a las comunidades vecinas a la operación de la compañía.

Según Edgar Vesga, rector del Centro Juvenil Campesino, en el año 2016 continuarán con el propósito de formar con enfoque hacia la excelencia educativa. “Este año nuestra institución se ha posicionado entre las mejores de acuerdo con los resultados obtenidos en las diversas pruebas de estado y tres de nuestros estudiantes empezarán a recibir beneficios del programa “Ser Pilo Paga” del Ministerio de Educación Nacional.