Holcim siempre a la vanguardia en tecnología se posiciona como empresa sostenible

07.08.2013
 

En "Boyacá en Corferias" (pabellón Empresarismo y Tecnología, stand 13) Holcim habla sobre los avances tecnológicos de su planta de cemento, una de las más modernas de Latinoamérica

  • En "Boyacá en Corferias" (pabellón Empresarismo y Tecnología, stand 13) Holcim habla sobre los avances tecnológicos de su planta de cemento, una de las más modernas de Latinoamérica
  • Desde sus inicios hace un poco más de medio siglo, mejora sus indicadores ambientales con tecnología de punta como prueba de su preocupación por el desarrollo y bienestar de Boyacá.

La ecoeficiencia o respeto de la industria por el medio ambiente es un reto para el sector de la construcción y por eso, según Alfredo Estrada, Director de la Planta de cemento en Nobsa de Holcim (Colombia), “la empresa siempre ha tomado importantes medidas para mejorar sus niveles de producción, mantener su posición de liderazgo en un mercado competitivo y asegurar el porvenir de las generaciones futuras como parte de nuestro compromiso con el desarrollo sostenible”.

En el marco de ‘Boyacá en Corferias’, del 7 al 11 de agosto, en el pabellón de Empresarismo y Tecnología, stand 13, es posible conocer cómo Holcim, desde sus inicios, ha realizado importantes actualizaciones en su planta cementera, que le permiten una relación cada vez más armónica con los recursos naturales a su disposición.

A la vanguardia en tecnología

La planta de Nobsa siempre ha sido objeto de constantes transformaciones tecnológicas. Dentro de las más recientes está el cambio total de las mangas del filtro principal del horno; estas mangas son de última generación con un nuevo tipo de material con recubrimiento de teflón, que brindan un óptimo desempeño del equipo y garantizan que los valores de emisión continúen por debajo de los límites permisibles, como hasta ahora.

En 2012 cambió el quemador principal del horno, a uno de tecnología de bajos niveles de óxido de nitrógeno (NOx), lo que sumado al monitoreo continuo de sus equipos que generan reportes en línea a la sala de control, aseguran un control permanente de emisiones y la oportuna toma de decisiones.

En 2008 Holcim realizó una inversión de 100 millones de dólares en tecnología de punta, única en el país, que le permitió no sólo aumentar en un 50% su capacidad instalada, sino además generar procesos amigables con el medio ambiente.

Por ello hoy cuenta con un sistema integral de producción de cemento desde la preparación de las materias primas hasta su almacenamiento final y despacho, que incluyó un molino vertical de rodillos, fabricado únicamente por encargo, a la vanguardia mundial en tecnología de molienda de cemento. Esto reitera su compromiso al generar procesos con estándares de calidad internacionales que cubran la gran demanda que hoy existe en el país.

El aporte al medio ambiente de ese sistema es único: reducción en más de un 30% del consumo de energía eléctrica derivado del secado de las materias primas, la separación eficiente de partículas, y la molienda final del cemento; restricción máxima de las partículas que salen a la atmósfera al dotar los equipos del proyecto con una batería de filtros de manga de última tecnología para recoger las partículas más finas.

Adicionalmente, los equipos están encerrados en edificaciones que evitan las emisiones fugitivas, amortiguan el impacto del ruido e incluso limitan las emisiones de CO2; por ejemplo, en la zona de apilamiento de materias primas o patio de prehomogenización se construyó una gran cubierta.

En 1994 se inició un importante proyecto de expansión y modernización de la planta que implicó el paso de un proceso de producción de clínker húmedo al seco. La nueva línea empezó a operar en junio de 1996 aumentando la capacidad de producción a un 60% y minimizando el impacto ambiental hasta el punto de lograr que la planta fuera calificada como ecoeficiente.

“La planta de Nobsa es un claro ejemplo del cumplimiento de los principios de la sostenibilidad, porque afianza el liderazgo tecnológico de la organización con productos elaborados bajo la Política Nacional de Producción más Limpia. Además, confirma que la planta cementera es una de las más modernas de América Latina”, explica Alfredo Estrada, Director de la Planta de Cemento.

En todos los trabajos de modernización cuidamos la integridad de quienes los implementan y por ello creamos una Escuela de Seguridad para capacitar en forma práctica y aplicada al personal propio, proveedores y contratistas relacionados con los proyectos.

Adicionalmente asumimos una gran responsabilidad por el desarrollo de las comunidades donde operamos y a partir de procesos de diálogo, reconocemos sus necesidades y generamos soluciones conjuntas a través de programas y proyectos en cuatro áreas de intervención que generan importantes resultados en el progreso de nuestras comunidades: Educación y medio ambiente, Empleo y generación de ingresos, Construcción y mejoramiento de vivienda y Apoyo a la gestión local.

Permanecer a la vanguardia con inversiones como las descritas, le permite a una empresa como Holcim ser competitiva frente a las demandas de los clientes y responder con eficiencia a los retos que supone la sostenibilidad.